El triángulo del bienestar


El bienestar es todo aquello que necesitamos para vivir bien. Y entre todas las posibilidades existentes, hay tres vértices que conforman el triángulo del bienestar. Tres puntos imprescindibles e inseparables para comenzar a sentirnos fetén. A saber: la alimentación saludable, el ejercicio físico y el descanso.




  1. Alimentación. 


Una alimentación saludable debe ser variada, equilibrada y duradera.


Variada porque cada alimento tiene unas propiedades características. No es lo mismo comer una pechuga de pollo que una ensalada de tomate. Por lo que  todos deben estar presentes en nuestra dieta en su justa medida, para cubrir las necesidades nutricionales de nuestro organismo: frutas y verduras, carnes y pescados, cereales, leche y huevos, legumbres y frutos secos.


En el equilibrio está la virtud. Hay que comer de todo, pero siguiendo unas reglas de frecuencia y cantidad. Nuestro cuerpo no necesita las grasas en la misma proporción que las proteínas, los hidratos o la fibra. Ni con la misma frecuencia: diaria o semanal.


Llevar una alimentación saludable no es cuestión de un día, sino que debe convertirse en un hábito y en un estilo de vida. No olvides adecuarla a tu edad y forma física; de este modo, conseguirás mantener los niveles de energía acorde a tus necesidades.


2. Ejercicio físico



“El deporte es el método para poner más vida en los años y más años en la vida” - Dr. Cooper

Practicar ejercicio a diario es un pase VIP a tener una vida saludable. Para conseguirlo, no hay que hacer grandes sacrificios, basta con pequeños gestos diarios; por ejemplo: utilizar las escaleras en lugar del ascensor, desplazarte a pie siempre que sea posible, emplear el tiempo de ocio practicando algún deporte que te divierta, etc.


El deporte aumenta nuestra autoestima y nos ayuda a sentirnos mejor gracias a la producción de endorfinas, llamadas neurotransmisores de la felicidad. No es ambicioso afirmar que movernos nos hace más felices.




  1. Descanso


¿Sabías que el ser humano puede pasar más tiempo sin comer que sin dormir? El descanso es una de las principales fuentes de energía y por ello debemos otorgarle la importancia que merece. La Organización Mundial de la Salud recomienda dormir entre 6 y 8 horas al día (cifra que variará en función de la edad).


Para tener un descanso reparador, físico y mental, procura no tomar bebidas con cafeína y mantente alejado de las pantallas de aparatos electrónicos (televisión, ordenador, teléfono móvil) al menos 1 hora antes de irte a la cama, con el fin de proporcionar la máxima calidad a tu sueño.


Y tú, ¿a qué estás esperando para comenzar a sentirte bien?

Categorías: Alimenta tu bienestar

Ahorramas, S.A Todos los derechos reservados.
Ctra. de Arganda del Rey a Velilla de San Antonio, km 5 28891 Velilla de San Antonio (Madrid)
Aviso legal - Política de cookies

Cerrar

* Campos obligatorios

Si su mensaje está relacionado con una tienda concreta, indíquenos la dirección de la misma

Si desea recibir contestación es necesario que nos indique algunos datos personales:

Ahorramás usa cookies propias y de terceros para mejorar la información y navegación del sitio. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.